Actualidad

Inicio > Actualidad > Iluest+ de Salicru garantiza una iluminación segura y limpia de los peajes catalanes

Iluest+ de Salicru garantiza una iluminación segura y limpia de los peajes catalanes

Viernes, 6 de mayo de 2011

Salicru acaba de firmar un acuerdo comercial con la compañía Abertis, mediante el cual se instalarán 40 equipos estabilizadores-reductores de flujo luminoso de la serie Iluest+ en los peajes de la red viaria catalana. Abertis es la empresa líder en el sector de autopistas y gestiona directamente más de 1.500 km, que representan casi el 60% del total de vías de peajes. No es un cliente nuevo para Salicru, ya que desde hace años le suministra equipos para el alumbrado público de la red viaria de otras zonas geográficas como Aragón y País Vasco.

Proyectos como este contribuyen a consolidar Iluest/Iluest+ como la opción más sostenible para el alumbrado público. Además de su seguridad y mayor fiabilidad en la estabilización de la tensión y reducción del flujo luminoso, contribuyen a alargar la vida útil de los equipamientos de iluminación de las vías públicas y permiten una gestión inteligente del alumbrado público, con un ahorro de hasta el 40% en la factura de la luz.

Los equipos Iluest instalados disponen de slot y tarjeta opcional de comunicaciones remotas Sicres, un dispositivo que junto con el módem GPRS configura un sistema de telegestión mediante conexión a Internet de alto nivel. El intuitivo interfaz de usuario posibilita la monitorización, parametrización y control de un parque completo de equipos mediante la inclusión de cartografías zonales para la rápida localización de los diferentes ILUEST, el envío programado de alarmas y medidas en tiempo real a través de emails y/o SMS, y la creación de un histórico de eventos e informes mensuales, entre otras prestaciones.

En los últimos quince años, Salicru ha instalado más de 15.000 equipos estabilizadores-reductores de flujo para el alumbrado público Iluest en el territorio español, con un potencial conjunto de ahorro energético superior a los 558.000 MWh anuales, lo que representa una reducción de las emisiones de CO2 en más de 130.000 toneladas y un ahorro económico de más de 50 millones de euros. Actualmente, se ha convertido en la tecnología de referencia en la mayor parte de proyectos de alumbrado, estando presente en países como China, Francia, Polonia, Túnez o Marruecos.